Diciembre en El Jardín Botánico

 

Diciembre en el Jardín Botánico

20171209_113219[1]

Diciembre sabe que no puede competir con un abril o mayo, en el Jardín Botánico de Madrid…, y además, mantiene una guerra civil entre un otoño que no se quiere ir y un invierno que siente ansia por llegar.

 

Visitar el Real Jardín Botánico en diciembre es contemplar el invierno y el otoño en cada uno de sus árboles, unos se muestran desnudos y tiritando, otros sin embargo se mantienen luciendo trajes púrpura y dorados, mientras que  otros con lágrimas amarillas se van deshojando…

 

Caminando sobre una alfombra de carmín y de oro, que cruje con cada pisada, y en ocasiones te hace patinar un poco… llegamos al huerto… que tiene   pimientos rojos , limoneros, tomates, brócolis de tallos casi gigantes, pero lo que más presencia tiene son las enormes y variadas calabazas, y en medio de ellas el espantapájaros más feliz del mundo, ¿el más feliz, por qué?, ¿Por qué cuida una huerta en medio de un hermoso jardín botánico ?, ¿Por qué es el más fotografiado?..

  • No, No ,No y no. El espantapájaros sonríe porque en el bolsillo derecho de su chaleco asoma la cabeza de su gran e inseparable amigo que siempre le acompaña, el gato.

Screenshot_2017-12-10-12-24-58-1[1]

No podía faltar en el paseo la visita al olmo el Pantalones, un árbol singular, que es  toda una institución, tiene 225 años, y además sobrevivió a la grafiosis, una plaga de hongos, que se extiendía  a través de las patas traseras un tipo de escarabajo. Esta vez le habían cortado o podado tanto que en vez pantalones casi parecían unas bermudas.

20171209_115614

El invernadero del s.XIX, La estufa de Graells, es un distintivo del Botánico, pequeño, recoleto, pero por  dentro es exuberante lleno de plantas tropicales, que te hacen olvidar que están en Madrid y no sabes si de repente te encuentras en Costa Rica.

20171209_120925[1]

Y en su interior  puedes encontrar plantas en el estanque que parecen un cuadro de Klimt

20171209_120959-1[1]

Y por último , ¿jugamos?… Si alguna vez vais a visitarlo os reto a que encontréis al ratoncito escondido ¿real o de madera?, sencillamente este

20171209_115407-1[1]

 

A la salida a tomar algo a la Terraza El Botánico, aquí muestro alguna de sus fotos del recinto que merece la pena visitar.

20171209_124800[1]

 

20171209_124835[1] Aunque no lo parezca es un cuadro que está en el interior del local.

 

 

 

Advertisements

About Azul, verde y a veces gris

Licenciada en Psicología por la Universidad Autónoma de Madrid. Licenciada en Criminología por la Universidad Europea de Madrid. Máster en Perturbaciones de Audición y Lenguaje por la Universidad Autónoma de Madrid. Profesora de Educación Secundaria en Comunidad de Madrid. Jefa del departamento de Orientación en un instituto público de Madrid. Coautora del libro "Películas para trabajar en el aula" (2012). Autora del libro "Educando con cine" (2017)
This entry was posted in Viajes. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s