Troyanas de Eurípides

 

Troyanas de Eurípides

Troyanas, la obra de Eurípides fue representada 415 años a.C. es una tragedia centrada en  el dolor desgarrador de las mujeres madres, esposas, hijas, hermanas  de los vencidos en la guerra de Troya.

 

El argumento concurre poco antes de que los griegos incendiaran la ciudad de Troya, cuando el mensajero, Taltibio, debe comunicar el reparto de  las mujeres y de los niños de los perdedores que pasarán  a ser sus esclavos, o muertos por los invasores,  como  parte del botín de guerra para los vencedores.

 

La puesta en escena es sencilla, austera y notable, el escenario está compuesto por  la representación de los  cuerpos vendados de los muertos de guerra, al fondo una escalera en forma de T inclinada, montada de forma tal, que se van proyectando imágenes diversas, sobre oprimidos, sobre refugiados, sobre la mar…, creando un paralelismo entre el pasado y el presente.

El vestuario contemporáneo, ayuda a vivir este drama de hace cientos de siglos, de forma atemporal y actual.

 

La figura central es el personaje de Hécuba la ex reina de Troya, la guerra le ha arrebatado absolutamente todo aparte de su tierra, al marido, a los hijos, a una de sus hijas, mientras que  otra pasa a ser esclava sexual del uno de los mayores  enemigos de Troya, incluso ella misma pasará a estar en manos de Ulises, pero el golpe más fuerte porque aniquila toda esperanza y ciega de dolor, llega con la orden de ejecución de asesinar a su nieto aún niño, solo por el hecho de ser hijo de Héctor , el reconocido héroe troyano.

Troyanas es una obra difícil de interpretar por la longitud de los textos que declaman los distintos personajes, que además deben  lograr dotar a cada fragmento, de la emoción y dramatismo exacto, para poder transmitir  credibilidad  y crudeza a cada uno de sus personajes. Aunque considero que es una buena adaptación le falta más sentimiento,  no consigue emocionar al público, la trágica escena  sobre  muerte al hijo de Héctor, no logra arrancar ni una lágrima. No obstante sería injusto no subrayar, que la dureza de texto, consigue remover conciencias.

 

La pieza teatral habla de la injusticia, de la traición, de la efímera felicidad a través de la hermosa descripción del engaño del gigante caballo de madera, y sobre todo es el  testimonio de las mujeres rotas y derrotadas, que tienen que seguir sobreviviendo en medio de terribles desgracias, sin ningún soporte.

 

Algunos de sus  fragmentos:

             Andrómaca se refiere a  lo buena esposa que fue de Héctor: Me bastaba con tener  en mí misma un maestro honesto, la inteligencia. A mi esposo siempre le ofrecía una lengua silenciosa y aspecto sereno, Conocía aquello en lo que prevalecer sobre mi marido y sabía concederle la victoria en lo que debía.

 

 Hécuba ante el cuerpo inerte de su nieto: Ahora que la ciudad ha sido tomada y  destruidos los habitantes, tenéis miedo de un niño pequeño: No alabo el miedo del que quien teme reflexionar.

 

Con respecto a las interpretaciones teatrales, destacar muy especialmente a Aitana Sánchez Gijón en su soberbio papel de Hécuba. Otra actriz que también me ha impresionado mucho por su gran  fuerza y naturalidad, es Alba Flores, sin duda, lleva el arte en sus genes.

 

Troyanas a pesar de  tener más de veinticinco siglos, sus  reflexiones continúan siendo tristemente muy actuales, podría en vez de Troya estar refiriéndoles a cualquiera   de las guerras de hoy, de los comportamientos sin piedad que las acompañan, de  la injusticia, de la traición, de  las distintas aberraciones que se cometen contra los seres humanos. El holocausto nazi, la opresión soviética, la guerra civil española, la guerra de Vietnam, la guerra de los Balcanes,… más de cien conflictos bélicos solo en el siglo XX; y más de diez en lo que llevamos de siglo XXI, entre los más conocidos de este siglo: la guerra civil del Congo, o la guerra de Siria.  Leemos las noticias, contemplamos con horror, amargura y vergüenza las imágenes… y seguimos con nuestras vidas…

 

Recomiendo esta obra teatral, que se representa en el Teatro Español. El día que asistí a verla, estaba el aforo completo, y al finalizar, todos los actores recibieron una  merecida ovación.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Advertisements

About Azul, verde y a veces gris

Licenciada en Psicología por la Universidad Autónoma de Madrid. Licenciada en Criminología por la Universidad Europea de Madrid. Máster en Perturbaciones de Audición y Lenguaje por la Universidad Autónoma de Madrid. Profesora de Educación Secundaria en Comunidad de Madrid. Jefa del departamento de Orientación en un instituto público de Madrid. Coautora del libro "Películas para trabajar en el aula" (2012). Autora del libro "Educando con cine" (2017)
This entry was posted in Libros/teatro. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s